Entretenimiento Principal

A tres años de su muerte, Juan Gabriel está más vigente que nunca

Juan Gabriel a tres años de su muerte está aún presente, su legado musical continúa más vivo que nunca en las voces de intérpretes que a manera de tributo siguen cantando sus canciones y en el recuerdo de las personas que hicieron que su música fuera parte de su vida.

“Amor eterno”, “Hasta que te conocí”, “Así fue”, “Querida”, “El Noa – Noa», “Yo no nací para amar”, son algunos de sus éxitos que forman parte de su repertorio de más de mil canciones aproximadamente, que el Divo de Juárez dejó y que todos las interpretan en cualquier lugar y ocasión.

La cantante y actriz Alejandra Ávalos recuerda un acercamiento que tuvo con el cantautor y aunque no pudo grabar con él, siempre lo considerará como uno de los más grandes ídolos en México.

“Tuve la oportunidad de trabajar con su director artístico Dany López en mi primer disco de ranchero, los arreglos fueron de él y gracias a ese acercamiento tuve la oportunidad de conocerlo y pedirle una canción ‘Jamás te prometí un jardín de rosas’, para mi disco que grabe en 1995 ‘Mi corazón se regala’”, comentó.

En el 2016, Alberto Aguilera Valadez, nombre real, anunció su nueva gira de conciertos “MéXXIco es Todo” que empezaría el 19 de agosto en San Diego, California, sin presentar alguna señal de problemas de salud, el cantautor siguió con su tour normalmente y sin saberlo ofrecería su último concierto en el Forum de Inglewood, en California ante más de 17 mil personas aproximadamente.

Un día antes de su muerte, se dijo que Juanga había grabado una canción con Aretha Franklin para el disco Los Dúo 3, el cual estaba en proceso de producción bajo la tutela de Gustavo Farías y del mismo ídolo mexicano.

El domingo 28 de agosto del 2016, Juan Gabriel se desvaneció en su casa de Santa Mónica, paramédicos llegaron al lugar, pero ya no pudieron hacer nada. Fue declarado muerto a las 11:30 de la mañana; la causa, un paro cardiaco que entristeció a millones, quedando así el “amor eterno” que sienten por él.

Después de una larga batalla legal por confirmar quién era el heredero del inmensurable legado, que, a pesar de la existencia de un testamento en donde su última voluntad de Aguilera Valadez era que su hijo Iván Aguilera Salas fuera el único poseedor de todos sus bienes, las peleas familiares no se hicieron esperar y empezaron a proliferar hijos por doquier.

You may also like