CIUDAD DE MEXICO Principal

Viento en popa ‘mercado negro’ de recarga de tarjetas

Sin tregua continúa el mercado negro de las recargas de tarjetas del transporte público en la Ciudad de México, las cuales ya no sólo se ofrecen en redes sociales, sino también en negocios y lugares de trabajo.

En establecimientos mercantiles del Centro Histórico, vendedores de productos por catálogo ofrecen incluso recargas a domicilio con saldo de 120 pesos en plásticos viejos a un costo de 60 pesos.

Hasta en guarderías públicas los mismos trabajadores ofrecen las recargas, y en caso de solicitar que ésta sea en la tarjeta multimodal, el pago es de 70 pesos. Yo la compro porque ahorras dinero y te la dan recargada ese mismo día; además, no me ha fallado, expresó una trabajadora.

En tanto, en grupos y páginas de Facebook como Ventas linea 12, REMATO!!!, Tarjetas Metro y Tarjetas Metro/Metrobús/Ecobici/Tren Ligero, algunos de los cuales ya han desaparecido de Internet, se ofertan recargas en plásticos anteriores desde 45 pesos y en tarjetas nuevas con saldo tope –120 pesos– se pagan 70 pesos. Incluso se pueden adquirir al mayoreo con tarjetas anteriores.

También se ofrece su cambio en caso de bloquearse, y se entrega en las líneas 1, 2, 3, 5, 7 y 9 del Metro, y si las recargas son menores, se realiza en horarios establecidos.
Basta ingresar a las páginas y mostrar interés por las recargas para que los vendedores por mensaje privado proporcionen un número telefónico para que vía WhatsApp se cierre la venta.

Usuarios de Twitter denunciaron que este ilícito permanece en total impunidad; mientras en algunas taquillas del Metro no cuentan con la venta de tarjetas nuevas o bien no se tienen cambios de las tarjetas anteriores por falta de disponibilidad, como se corroboró en un recorrido.

En algunos mensajes de usuarios en redes sociales se lee: Metro dijiste que las nuevas tarjetas son blindadas contra recargas fraudulentas, y ya se ofrecen con recargas con 120 las nuevas.

En entrevista, Nadjeli Babinet, directora de Coordinación Estratégica de la Secretaría de Movilidad de la Ciudad de México, reconoció que este problema no es nuevo, y es un negocio donde los vendedores no invierten, ya que “son tarjetas del sistema que usuarios les dan.

Tampoco les cuesta recargarlas, pues lo hacen con máquinas que fueron extraídas de diferentes medios de transporte, incluido el Metro; sin embargo, descartó la clonación de tarjetas, y aseguró que se ha logrado la confiscación de máquinas y tarjetas, así como la detención de varias personas.

Señaló que se trabaja en una nueva tecnología en la tarjeta, que no sólo recuerda el saldo, sino también el lugar donde se recarga, para que no se permita la entrada a tarjetas que tengan saldo que no sea ingresado en máquinas oficiales, a fin de evitar la venta de tarjetas con recargas ilegales.

Leave a Comment

You may also like