CDMX Ciudad de México Principal

Influyentísmo y sometimiento ideológico, nueva forma de trabajar en canal 21

En el gobierno de la Ciudad de México, probablemente no existe una comunicación para que sus directores de los  organismos, institutos y dependencias, hagan que sus empleados no solo vean el trabajo como unos recursos de vida sino un trabajo para un proyecto de Ciudad y de Nación. 

Quizá porque la conformación de este gobierno y su partido político ha demostrado que no existen una hegemonía de cómo actuar para el beneficio primero del gobierno capitalino, luego para el partido y por su puesto para el proyecto denominado 4T. 

Esta ha hecho que mucha gente que  ostenta los cargo de mando no tengan ni la más mínima idea de cómo llevar a cabo su labor y lo único que realizan es una presión laboral, cambios y despidos que en nada beneficia al proyecto y al gobierno que encabeza Claudia Sheinbaum. 

Tal es el caso de los empleados de capital 21, la televisora del gobierno de la CDMX, que  sus directores solo han ejercido el autoritarismo, el sarcasmo y la descalificación para los empleados 

Y lo peor es que en estos tiempos de pandemia, no dé han puesto a pensar que el querer que todos los empleados  acudan a las oficinas del canal, lo convierten en un foco de contagio, no solamente para quienes laboran ahí, sino para sus familiares y la población en general de esta Ciudad, porque muchos de ellos utilizan el transporte público y pueden ser un foco de contagio activo, señalan los empleados de este sistema que por lo menos existen 8 personas contagiadas por el covid-19 

A esto le sumamos que desde el mes de febrero, el sistema de radiodifusión de la CDMX ha tenido cambios y muchos de ellos se ubican fuera de la ley. 

 Así desde el mes de febrero, llego un equipo de gente que justificaba su arribo  manifestando que eran parte del gobierno de Claudia Sheinbaum y su objetivo era “levantar y promover la nueva imagen del canal 21”, lo cual no tiene nada de malo, el error es que hasta el momento  ninguna autoridad del gobierno capitalino se ha tomado la molestia de ir a tomar protesta a estos nuevos funcionarios, por lo que siguen en calidad de  encargados de despacho. 

Pero esto no ha impedido para que “este nuevo equipo” haya empezado a tomar decisiones que en muchas ocasiones afectan la labor de los empleados. 

Estos cambios han provocado el despido de mucha gente, sin justificación e indemnización,, lo que si esta fuera de la Ley, pero para los que mantienen el empleo, son obligados a realizar labores más allá de los tiempos establecidos por la Ley federal del Trabajo, lo que también está fuera de la Ley. 

Estos movimientos y despidos solo se justifican bajo el pretexto “de tener la camiseta  puesta del gobierno capitalino y por supuesto de su proyecto”, lo que también está fuera de la ley, es comprensible que se pida al empleado trabajar correctamente, pero nuca se debe imponer una ideología política al empelado para permanecer en su puesto. 

Todo esto ha creado un ambiente de autoritarismo, donde aquel que no alinea a las condiciones ideológicas y “de trabajo para el pueblo”, queda cesado de su trabajo, lo que claramente esta fuera de la ley. 

El autoritarismo, misoginia y amenazas que con las que trabaja este equipo, está amparado ante los dichos de ser cercanos a Claudia Sheinbaum, lo que implica que para obtener un puesto de trabajo en el canal, es necesario ser amigo de la jefa de gobierno, lo que se convierte en influyentísimo, algo que supuestamente este gobierno de la ciudad y federal están  erradicando. 

Así pues el tráfico de influencias, porque muchos de los trabajadores de este nuevo equipo, poco saben de cómo se labora en un canal de televisión 

Los empleados despedidos y los que aún continúan laborando han señalado que este ambiente  hostil creado por este nuevo equipo, solo perjudica el trabajo del canal y la mala imagen del gobierno capitalino, por lo que esperan que las autoridades tomen cartas en el asunto y se evite este ambiente.

You may also like